Section Menu

Recomendaciones para mitigar los impactos en la fauna de la Carretera Federal 2 tramo Ímuris-Límite de estados Sonora-Chihuahua

Entre 2016 y 2019 monitoreamos los impactos a la fauna de Sonora, provocados por la Carretera Federal 2 en el tramo Ímuris – Límite de estados con Chihuahua. Esta carretera es una de las principales barreras para la conectividad ecológica en la región de las Islas del Cielo, considerada de alta diversidad biológica debido a que en ella confluyen el Desierto Sonorense, el Desierto Chihuahuense, la Sierra Madre Occidental y las Montañas Rocallosas. La vía afecta a especies diversas y fragmenta el hábitat de mamíferos amenazados o en peligro de extinción (NOM-059 SEMARNAT 2019) que tienen un rango amplio de distribución, como el oso negro (Ursus americanus), el ocelote (Leopardus pardalis) y el jaguar (Panthera onca).

En 2016, 2018 y enero de 2019 realizamos muestreos cada dos semanas para documentar la fauna silvestre atropellada registrando un total de 330 individuos atropellados, de 43 especies, 7 de ellas en alguna categoría de protección. Las especies registradas con más frecuencia fueron coyote (Canis latrans), zorrillos del género Mephitis, zorro gris (Urocyon cinereoargenteus), conejos del género Sylvilagus, liebres del género Lepus y la culebra chirrionera (Masticophis flagellum). Adicionalmente registramos, fuera del monitoreo regular, una hembra de oso negro atropellada en septiembre de 2018 a 25 km al noreste de Ímuris.

Posteriormente analizamos los datos e identificamos 27 sitios de importancia crítica a lo largo del tramo Ímuris-Límites de estados Sonora-Chihuahua. De los cuales 14 se encuentran en el corredor biológico Sierra Azul-El Pinito y el valle del Río Cocóspera, 6 en los pastizales entre las ciudades de Cananea y Agua Prieta y los 7 restantes en el corredor biológico Sierra Peloncillo.

En 2017 registramos 707 drenajes y puentes de la carretera los cuales clasificamos por su tipo, tamaño y potencial de uso por fauna silvestre. En 2018 colocamos un total de 24 cámaras trampa en una selección de dichos drenajes en dos corredores biológicos: Sierra Azul-El Pinito a aproximadamente 20 km al noreste de Ímuris, cerca del Área Destinada Voluntariamente a la Conservación (ADVC) Rancho El Aribabi; y Sierra Peloncillo a 60 km al este de Agua Prieta, dividiendo el ADVC Los Ojos. Hasta el momento, nuestras cámaras han registrado 18 especies usando los drenajes para cruzar la carretera incluyendo puma (Puma concolor) y varios mamíferos pequeños y medianos.

Para reducir los atropellamientos de fauna y restaurar la conectividad de los hábitats recomendamos la construcción de pasos de fauna, levantamiento de cercos inductivos, construcción de rampas de escape, y desazolve de drenajes. Nuestros estudios permiten determinar las zonas más adecuadas para establecer dichas medidas de mitigación a fin de reducir el impacto de la carretera en la fauna de la región.

View Resource, "Recomendaciones para mitigar los impactos en la fauna de la Carretera Federal 2 tramo Ímuris-Límite de estados Sonora-Chihuahua"