Section Menu

Cinco Maneras de Mantenerse Alejado de los Ciervos Mientras Conduces Este Otoño

Otoño: la época del año en que sacamos nuestras viejas mantas y bebidas calientes, y cambiamos las sandalias por botas. No importa en qué parte de América del Norte te encuentres, la mayoría disfrutamos de temperaturas más bajas y los hermosos colores del otoño. Sin embargo, junto con el clima más fresco viene una mayor probabilidad de que puedas atropellar a un ciervo mientras conduces.

Deer crossing road_AdobeStock_259682753Foto: Tabor Chichakly

De septiembre a noviembre es la temporada de apareamiento para los ciervos, siendo octubre el mes con actividad máxima. A medida que los ciervos se preparan para el invierno y buscan pareja, se mueven a través de grandes distancias con mayor frecuencia. Esto, junto con menos horas de luz diurna, aumenta la probabilidad de colisiones entre vehículos y ciervos. A medida que las carreteras fragmentan el hábitat natural y aumenta la conducción de vehículos individual, también lo hace la oportunidad de que ocurra un choque. De acuerdo a la Administración Nacional de Seguridad Vial en Carreteras, se estima que un millón de accidentes automovilísticos se atribuyen a colisiones con vida silvestre, lo que cuesta casi mil millones de dólares en servicios médicos, de vehículos y estatales.

Afortunadamente, menos del 4.6% de los accidentes resultan en lesiones humanas, ¿pero eso qué significa para las poblaciones animales?

Cuando el tráfico mata a los animales salvajes, no solo resulta en la disminución inmediata del número de la especie, sino que también disminuye la viabilidad de poblaciones diversas y saludables de esa especie. La fragmentación del hábitat de por sí plantea desafíos para la vida silvestre, tales como la poco frecuente distribución de alimentos, el inestable acceso al agua, la disminución de las probabilidades de apareamiento y la pérdida de territorio.

Por suerte, hay esfuerzos para mitigar la segmentación del hábitat y disminuir las colisiones con animales. El enfoque principal para reducir estas colisiones es influir en el comportamiento de la vida silvestre con cercas, pasos subterráneos y pasos superiores que le permitan continuar moviéndose por el paisaje.

Uno de los esfuerzos a gran escala es la Ley de Conservación de los Corredores de Vida Silvestre, presentada en mayo de 2019. La ley haría lo siguiente:

  • Designar corredores de vida silvestre para la persistencia, resiliencia y adaptabilidad de las especies nativas
  • Mitigar el daño a la vida silvestre y las amenazas a la seguridad pública en los lugares donde los corredores de vida silvestre cruzan con las carreteras, mediante la implementación de pasos subterráneos y superiores, entre otras estrategias
  • Administrar y proteger los corredores de vida silvestre, así como proporcionar incentivos a los propietarios de tierras privados para que protejan los corredores de vida silvestre mediante fondos de los programas de conservación del Departamento de Agricultura.

En conjunto con una red de socios como Patagonia, Osprey y Petzl, y diseñadores de políticas públicas como el senador Tom Udall (Demócrata-Nuevo México) y Bernie Sanders (Demócrata-Vermont), Wildlands Network ha encabezado los esfuerzos para abogar por este proyecto de ley, utilizando la ciencia para informar acerca de cambios en las políticas públicas. Una legislación como esta podría ayudar a disminuir la cantidad de colisiones entre vehículos y animales y garantizar un futuro más silvestre para todos. Esto es lo que puedes hacer para ayudar:

1.    Saber en cuáles áreas viajas.

Estar familiarizado con tu entorno puede ayudarte a estimar el potencial de una colisión ¿La carretera en la que te encuentras tiene dos carriles o es una autopista? ¿Estás en un tramo largo y plano de carretera? En estas carreteras es más común que suceda una colisión entre vehículos y animales.

2.    ¡Estar atento a las señales!

En áreas donde se han colocado letreros las colisiones se reducen en un 34%, y estos no solo incluyen venados: los cruces de ciervos canadienses, alces y antílopes también se previenen frecuentemente en las carreteras.

3.    Tener en cuenta los tiempos de conducción.

La mayoría de las colisiones ocurren al amanecer y al anochecer, y con la luz del día disminuyendo significativamente durante el otoño, entre octubre y diciembre es el momento donde las probabilidades de chocar con un ciervo aumentan.

4.    Conducir responsablemente.

Si conduces durante los momentos antes mencionados, reduce la velocidad un poco. Esto te permitirá ver más fácilmente a los ciervos al lado del camino y puede ayudarte a evitar una colisión. Si un ciervo salta inesperadamente a la carretera, recuerde: no gire el volante.

5.    Ayudar a financiar los esfuerzos de mitigación.

Organizaciones como Wildlands Network trabajan junto con gobiernos estatales y federales para implementar señalización, cercas y grandes cruces de vida silvestre.

Traducio por Victoria Arellano

Read this post in English: Five Ways to Steer Clear of Deer While Driving This Fall

Tell us what you think! Note: All comments are moderated before appearing here.